Menú Principal
15 de septiembre de 2020

Más de 1.000 familias de Loncura podrán conectarse a nueva red de alcantarillado

En las próximas semanas, más de 1.000 hogares del balneario de Loncura, en Quintero, podrán comenzar a conectarse a la red de alcantarillado de Esval, lo que les permitirá acceder al servicio de recolección y tratamiento de sus aguas servidas. Las obras de saneamiento, en su primera etapa, beneficiarán a las familias que cuentan desde el año pasado con el suministro de agua potable.

La iniciativa, financiada en conjunto por el Gobierno Regional, la Subdere y Esval, tiene una inversión que supera los $15.600 millones y un 95% de avance. Las obras contemplaron la construcción de dos plantas elevadoras de aguas servidas y cerca de 3,7 kilómetros de colectores primarios. Se espera que en octubre entre en operación la nueva red de aguas servidas.

El Gobernador de la Provincia de Valparaíso, Gonzalo Le Dantec, señaló que “por muchos años, los vecinos de Loncura estaban esperando por una mejor gestión y tratamiento de las aguas servidas que producen. Es una gran noticia y nos tiene muy contentos el poder prontamente comenzar a operar con este sistema, y de esta forma, seguir colaborando al proceso de descontaminación de la zona, para que las aguas servidas que se generan, obtengan un correcto tratamiento”.

“Se trata de un proyecto que generará un impacto muy positivo para Quintero y para Loncura en particular, pues brinda una solución integral y definitiva a miles de habitantes de este balneario. Esto sin duda aportará una mejor calidad de vida para la comunidad, considerando que hasta la fecha debían recurrir a fosas sépticas. En el corto plazo, podrán acceder a un sistema continuo y de calidad, para disponer, recolectar y tratar sus aguas servidas domiciliarias”, dijo el gerente regional de Esval, Alejandro Salas.

El secretario de Planificación comunal de Quintero, Francisco Jeldes, destacó que “es primordial la intervención de Esval para el saneamiento sanitario y pasar desde un sistema de alcantarillado particular, a uno normado y aprobado por la Superintendencia. Se trata de una inversión complementaria a lo que se ya se ha logrado con el Gobierno Regional y la Subdere, y que no sólo es importante para la comuna, sino también para la región y el país. Esta es una primera etapa para lograr la conexión de mil familias, pero nuestro horizonte es alcanzar a las más de 5 mil que viven en Loncura, y por eso estas obras de Esval son muy relevantes para el saneamiento completo de toda la localidad”.

Futura conexión

A partir de octubre, cuando el nuevo sistema comience a operar, las primeras mil familias podrán conectarse a la red de alcantarillado, realizando el diseño y construcción de sus cámaras domiciliarias. Para ello, los propietarios deberán recurrir a un contratista autorizado por la SISS o a un profesional certificado, para posteriormente presentar la “Ficha de declaración de instalaciones de alcantarillado” a Esval.

Los vecinos también tienen la opción de solicitar el diseño y ejecución de las obras particulares a la empresa sanitaria, lo que se podrá pagar a través de cuotas mensuales descontables en su boleta.